Mama bilingüe aprendiendo (3 años después)

0 comentarios

Hace tres años que escribí este Post sobre la crianza bilingüe. Aquí les va una nueva version que recién escribí para mi amiga Flor de @littlenomadas (www.littlenomadas.com).

...

¿Si le hablo a mi hijo en español será suficiente para que lo aprenda?  ¿Le enseño a leer en español? ¿Tengo que seguir el mismo ritmo de su escuela? ¿Se retrasará en su escuela si le enseño nuevas cosas en español? ¿Busco una maestra de español? ¿Dónde consigo información? ¿Le pregunto al doctor? Estas fueron algunas de las preguntas que me hice cuando nos mudamos a los Estados Unidos con mi hijo de un año que apenas comenzaba a caminar.

Mi nombre es Natali Rivero, venezolana viendo en Massachusetts desde hace 8 años y soy mamá de tres varones uno de 9 años y gemelos de 5 años. Aprendí a hablar Inglés por mi trabajo, solo tenia alguna base de la universidad pero realmente comencé a hablar ingles a mis 30 casi por obligación. Luego me mudé a USA y entenderán que mi lenguaje técnico no me ayudaba mucho en el día a día para hablar con maestras, doctores e incluso entender a mi propio hijo, pero con el tiempo fue mejorando. Mi esposo es también venezolano con una historia similar, aunque el siempre fue mejor que yo con el Inglés. Les cuento esto para que sepan cuál es mi perspectiva y que yo realmente no crecí siendo bilingüe. Así que estaba un poco perdida en este ámbito.

Lo que sí sabia es que conocía familias donde los padres hablaban perfecto español pero sus hijos no. Así que asumía que no debía ser tan fácil como a veces parece. Así que busque y busque información en internet, busque cuentas en Instagram, estudios, etc. Luego de ocho años en este camino aquí les dejo las cuatro (4) principales cosas que he aprendido:

No existe formula mágica

Así es no existe formula mágica, la experiencia e historia de cada familia es diferente, incluso cada niño de la familia es diferente, son muchos los factores que intervienen. Lo que sí existe son mamás alrededor del mundo que se las ingenian para criar a sus hijos bilingües y lo mejor es que muchas están dispuestas a ayudar y compartir su experiencia. Es importante entender que lo que funciona en algunos casos no funciona en otros, pero las experiencias de otros son excelente fuente de inspiración para conseguir ideas que puedan aplicar en tu familia. Yo sigo un montón de mamas bilingües, escucho podcast sobre el tema y me mantengo al día, para así todos los días intentar nuevas formas de enriquecer el español a mis hijos.

Define metas claras de lenguaje

Hay familias que solo quieren que sus hijos sean capaces de comunicarse, y no necesariamente leer o escribir. Hay muchos niveles de bilingüismo, y los niños quizás puedan pasar por diferentes niveles a lo largo de su vida. Lo importante es que definan cuál es la meta y comuniquen claramente a los niños las expectativas y el razonamiento detrás de eso. En mi casa los niños saben que las actividades en familia y aprender español es prioridad numero uno por sobre todas las cosas. Por ejemplo, mi hijo mayor estuvo un tiempo en clases de Guitarra, y ya luego se aburrió y no quizo seguir, y sin ningún problema lo sacamos de Guitarra, pero, las clases de español no se negocian. Nosotros queremos que puedan hablarlo, leer y escribir, que se sientan cómodos utilizando el español en diferentes contextos: laboral o familiar, y en eso seguimos trabajando.

La Importancia de jugar y leer

El trabajo de los niños es jugar, yo creo que ellos no deberían hacer otra cosa que jugar, y aprender jugando. Ahora bien no es que ellos jueguen solos o entre sí, también es importante que papá y mamá sean parte del juego, hay que jugar carritos, super héroes rompecabezas, video juegos, juegos de mesa, etc. A ellos les encantan, mis hijos a veces lloran si no jugamos, y realmente para nosotros de forma natural lo hacemos en Español. Es una forma de conectar con los niños en lo que a ellos realmente les interesa.

Otra de las cosas que no debe faltar es leer juntos, incluso si los niños ya saben leer, disfrutar de la lectura juntos es la clave. Los libros nos dan la oportunidad de escuchar nuevas palabras que no usamos en el día a día. Yo intento siempre leer en español pero ellos también tienen sus libros favoritos en ingles, así que a veces toca y esta bien. Lo importante es disfrutarlo, a mí me encantan comenzar por libros super divertidos donde todos se puedan reír, como: “El Libro sin dibujos” de B.J.Novak o “La Oruga Impaciente” de Ross Burach, o “Estamos en un Libro” de Mo Willems. Después que todos disfrutan la lectura, seguir con cualquiera sea el interés de los niños: Dinosaurios, Peces, Princesas, Super Héroes, etc.

Consigue tanta ayuda como puedas

Cuando comencé este trayecto, yo me sentía super poderosa, me decía: mi esposo y yo hablamos perfecto español realmente no necesitamos ayuda, nosotros podemos. Pues no fue tan fácil, los dos trabajamos tiempo completo, y los niños pasan más tiempo en la escuela que con nosotros. Yo en algún momento hable el tema con la maestra de 2do grado de mi hijo mayor y me dijo que estaba muy pequeño para tomar clases de otro lenguaje, pregunté al doctor y me dijo solo sigue hablando en español. Con el tiempo aprendí que nadie va a dar la importancia al tema como uno quisiera, y hay que aprovechar tantas oportunidades como puedas para practicar el idioma, clases de español presenciales o online, amigos que hablen español, video conferencias con la familia, viajes tanto como sea posible, cualquier cosa que les ayude a acercarse a la meta son válidas. Mis hijos más chiquitos por ejemplo, comenzaron con clases de español desde que estaban en Preescolar. En una oportunidad viajé sola con Thomas por solo 4 días a Colombia a visitar a la familia. Y puedo notar la diferencia después de cada experiencia.

 

Ya tengo respuestas a algunas de mis preguntas iniciales, pero no de todas y a medida que pasa el tiempo surgen algunas nuevas, así como  en cualquier tema de la crianza todo va cambiando cuando los niños van creciendo. Hay que entender que esto es un maratón que dura toda la vida, y que cada cosa que hagas te ayudará a acercarte más a la meta, solo hay que tratar de ir mejorando cada día. En este momento mis tres niños entienden el español perfectamente, el mayor es más consciente del lenguaje y habla español solo cuando tiene, también lo escribe y lee libros sencillos. Los dos mas chiquitos aún mezclan los idiomas cuando hablan, Ethan ya lee y escribe palabras sencillas en ingles y español. Noah no tiene mucho interés en leer o escribir en ningún idioma. Y todo eso esta bien, yo seguiré ahí para incentivarlos cuando ellos estén listos para más.

 

Dejar un comentario

Todos los comentarios son revisados antes de publicarlos
La configuración de cookies en este sitio web está configurada para 'permitir todas las cookies' para brindarle la mejor experiencia. Haga clic en Aceptar cookies para continuar usando el sitio.
You have successfully subscribed!
This email has been registered